Cómo Mejorar los textos de tu web de psicología usando el CopywritingTiempo de Lectura: 10 minutos

marketing para psicólogos copywriting psicología

¿Sabes que el copywriting puede ayudarte a tener la agenda de tu consulta llena? ¿Sabes que las palabras pueden ayudarte a captar la atención de tus pacientes potenciales?¿Te gustaría descubrir de qué manera puedes comunicar de forma persuasiva tu valor como psicólogo? ¿Cómo los textos de tu página web de psicología pueden conseguirte nuevos pacientes?


Ser un buen psicólogo no es sinónimo de tener la agenda llena de pacientes. Porque una cosa es ser un buen profesional y otra distinta es dar a conocer, promocionar y vender tus servicios como psicólogo.

Tu objetivo es ayudar a los demás a través de la psicología, pero si has decidido establecerte por tu cuenta necesitas, además, dominar técnicas de venta y persuasión para atraer pacientes a tu consulta y conseguir que esta sea rentable. Sé que la palabra «venta» le produce rechazo  a muchos profesionales de la psicología. Y que la palabra «persuasión» suele interpretarse como «engaño». Nada más lejos de la realidad.

Tú, que eres psicólogo, sabes muy bien la importancia que tienen las palabras en las personas y el efecto de una buena comunicación en el cerebro de estas. Y también sabes, o deberías saber, que cuando emprendes, son justamente las palabras y la comunicación el arma más potente que tienes para persuadir y vender.

Entendiendo persuadir y vender como la capacidad de trasladar a tus clientes potenciales (o pacientes potenciales si te suena mejor) a través de los textos (de tu web, de tus anuncios, de tu blog, de tus RRSS…) qué soluciones tienes para ellos y cómo vas a ayudarles con su problema. Ni más ni menos. No se trata de engañar, ni de embaucar, ni de hacer de encantador de serpientes. Se trata de decir de forma clara y sencilla que estás ahí para echarles un cable. Y dirás:  eso es lo que hago. Expongo mis servicios, mi experiencia laboral y los años que llevo ejerciendo como psicólogo en la consulta. Y yo te responderé: no tengo la menor duda.

Sin embargo, comentar tus servicios y tu experiencia como psicólogo no es suficiente. Necesitas hacerlo de forma atractiva. Para que el cerebro del lector se anime a pasar a la acción y a contratar tus servicios. ¿Cómo? Con técnicas de copywritingNo es necesario que te conviertas en un David Ogilvy (conocido por ser el padre de la publicidad) pero sí que tengas nociones de cómo escribir de forma persuasiva para que te ayude a llenar la agenda de tu consulta y a vivir de tu pasión: la psicología.

Mejora los textos de tu web de psicología usando el copywriting

El objetivo de usar el copywriting en tu negocio de psicología no es crear unos textos agresivos que manipulen o coaccionen a quien los lee. El objetivo es hablar a través de las palabras escritas con tus posibles clientes. De una forma natural, fácil de entender y que conecte tanto con ellos. Para conseguir que, mientras leen, en su cabeza resuene solo esta frase «He encontrado el psicólogo que puede ayudarme».  Además, aplicando copywriting a los textos de tu negocio eliminas la competencia.

¿Cómo?¿Es eso posible? Sí, por dos motivos:

  1. El primer motivo es que los textos persuasivos logran establecer un vínculo de confianza con el lector; paso previo e imprescindible antes de conseguir cualquier venta.
  2. El segundo motivo es que los textos persuasivos consiguen que el lector entienda que aunque aparentemente ofreces el mismo servicio que otros psicólogos (terapia de pareja, por ejemplo) no es el mismo servicio. Porque lleva tu sello personal, único e irrepetible; el cual nadie más puede darle.

¿Los textos persuasivos te garantizan que todos los lectores se convierten en clientes / pacientes?

No. Pero te garantizo que las personas que lean tu copy y se sientan identificadas con él desearán contratarte a ti como psicólogo y pagarán a gusto por tus servicios. Porque cuando alguien entiende el valor de un profesional y de sus servicios, el precio es lo menos relevante. Por eso es importante que antes de ponerte a escribir definas bien quién es tu cliente ideal y cuál es tu propuesta de valor. De lo contrario, tus textos carecerán de foco y no captarán la atención de los pacientes adecuados. Aquellos que resuenan contigo, con tu manera de trabajar y tu forma de ser.

Si no sabes quién es tu paciente ideal o qué te hace diferente como psicólogo, puedes profundizar en el tema con este artículo, en el que te cuento cómo definir a tu cliente ideal para persuadir con el copywriting. O en este otro, donde puedes descubrir cómo destacar con tu propuesta de valor¿Sabes dónde están fallando (desde el punto de vista del copywriting) los textos de tu negocio de psicología? A continuación te expongo los errores de copywriting más frecuentes que veo por internet.

Los 3 errores de copywriting más frecuentes en las páginas web de psicólogos

¿Estás seguro que tu página web comunica bien tus servicios y expertise como psicólogo? En el mundo digital a menudo se confunde escribir con comunicar y no siempre van de la mano. El copywriting es la disciplina que te ayuda a reducir el gap entre textos y comunicación. Escribir de forma persuasiva es imprescindible si deseas llegar a más pacientes. Porque aquello que no se comunica no existe y la comunicación es una ventana de oportunidades. Así que ahora mismo te invito a comprobar si estás cometiendo alguno de los 3 errores de copywriting en tu negocio de psicología.

Error 1: Textos que venden «de todo» a «todo el mundo»

Es el error number one que veo en las páginas web de psicólogos. La mayoría venden terapias de psicología. No importa qué terapia ni a qué cliente. Usan textos que podrían encajar en cualquier otra página web de psicología y no le hablan a nadie en concretoSon textos sin gancho que no venden y que suelen contener frase de este tipo:

  • «Acompaño a mis pacientes en su proceso».
  • «Te ofrezco todas las herramientas a tu alcance para salir de esta situación en el menor tiempo posible».
  • «Ayudo a las personas a recobrar el bienestar en sus vidas».
  • «Trabajo con adultos y menores, ofreciendo terapia individual, familiar o de pareja».

¿Te suenan estas frases genéricas?  Fíjate que no apelan a ningún problema específico ni se dirigen a un tipo de paciente concreto. No persuaden. Ni establecen una conexión emocional con el lector. Es un copy tan impersonal que conduce al lector a valorar la contratación del servicio en función de detalles que nada tienen que ver con la profesionalidad del psicólogo o su experiencia, como por ejemplo, la ubicación de la consulta o el precio de la sesión.

Error 2: Una presentación aburrida y anodina

Cuando un cliente potencial llega a tu página web de psicología, lo primero que quiere saber es si puedes solucionar su problema. ¿Sabes qué es lo segundo? No, no son los años de experiencia que tienes ni la cantidad de títulos, cursos y postgrados que hay en tu CV. Lo que quiere saber la persona que está barajando la posibilidad de contratarte como psicólogo es si puede confiar en ti. No solo como profesional, sino también como persona. Necesita sintonizar contigo. 

El gran problema es que no te tiene delante, no te conoce y solo puede establecer un vínculo emocional contigo a través de los textos. Escribir frases como:

  •  «Soy X, psicólogo dedicado al ámbito clínico desde una perspectiva Sistémica y Cognitivo-Conductual».
  • «Soy psicólogo sanitario con una amplia experiencia profesional».
  • «Me gradué en Psicología en la Universidad de X y continué mi formación realizando un Máster en Psicología General Sanitaria…».
  • «Me gusta trabajar con las personas y la psicología me apasiona desde pequeña».

Lejos de impresionar o conectar con el lector lo que provoca son bostezos. No estoy diciendo que no debas dar esa información, sino que debes hacerlo de forma estratégica. En unos segundos te cuento cómo.

Error 3: Textos desde el punto de vista del psicólogo y no del paciente

Este tercer error contiene dos vertientes. Por un lado está lo que yo he bautizado como «efecto yo-yo» o «efecto mi-mi», que consiste en escribir sobre uno mismo en lugar de hacer referencia al cliente potencial.

Te pongo algunos ejemplos que he encontrado echando un vistazo rápido por algunas páginas de psicología al azar.

  • «YO procuro aplicar aquellas herramientas que son más adecuadas para cada caso y cada persona».
  • «YO siempre recomiendo hacer las sesiones de forma presencial».
  • «YO te ayudo a ser feliz con MI abordaje cognitivo-conductual». 
  • «MI terapia es integradora y muy económica».

El segundo problema es  la “manía” de usar un vocabulario demasiado profesional el cual consigue que la comunicación (y por extensión el profesional) se perciba como fría y distante y carezca del clima de intimidad necesario para que el lector decida contactar. El abuso de jerga del sector o frases hechas impide mostrar tu personalidad y no transmite que eres único e irrepetible. Al final, consigue lo que deberías evitar a toda costa: que el lector piense que eres uno más y que no importa si te elige a ti o a otro profesional.

Son textos que suenan así:

«Las parejas que perduran en el tiempo son aquellas que saben gestionar los conflictos inevitables de una vida en común (…) Te ayudo a construir una relación afectiva satisfactoria, significativa y plena»

¿Perduran en el tiempo? ¿Gestionar conflictos? ¿Vida en común? ¿Construir una relación afectiva? ¿Significativa? ¿Plena? Imagina que te encuentras con una amiga en la calle, le preguntas cómo está y ella te responde:

Mira, pues regular. Estoy pensando en ir al psicólogo porque la vida en común con mi esposo ha generado unos conflictos que perduran en el tiempo. Y la verdad, quiero construir una nueva relación afectiva que sea más significativa y plena.

¿Quién habla así en la vida real? Nadie. Sin embargo, es trending topic en las páginas de psicólogos. 

Cómo solucionar los errores de copywriting en tu página web de psicología

El primer error tiene difícil solución si no estás dispuesto a centrarte en un nicho concreto dentro del campo de la psicología. Es imposible escribir de forma persuasiva, tocando los puntos de dolor de tus posibles pacientes, si los textos de tu web se dirigen a distintos tipos de persona, cada una de ellas con un problema distinto.

Si aún así, no estás dispuesto a dejar de vender tus servicios de psicología a «todo el mundo, mi consejo es que crees unos textos que, como mínimo, no sirvan para cualquier página web de psicología. Recuerda que eres único. Consigue que tus textos también lo sean.

El segundo error es evitable si le pones ganas, imaginación y creatividad. No le expliques al lector tu recorrido universitario y laboral en forma de biografía o Curriculum Vitae. La idea es que le dejes saber que eres un profesional formado y con experiencia de forma que le toque la fibra sensible. La emoción es fundamental para conseguir la venta. ¿Cómo puedes establecer un vínculo emocional con tus textos? El storytelling es la mejor opción. 

Cuenta cómo ayudaste a alguno de tus pacientes (sin desvelar el secreto profesional, por supuesto), menciona una anécdota que te hizo ver que la psicología era tu misión de vida, narra una historia de superación personal… Lo que se te ocurra que pueda inspirar, emocionar, divertir… Eso sí, que tenga que ver contigo (no inventes) y que  resuene con tu manera de ser, sentir y vivir. La página «sobre mí» de tu página web es una gran oportunidad para transmitir tus valores, tu misión como psicólogo y establecer una relación más estrecha con esa persona que te acaba de descubrir y que aún no ha tratado contigo.

¿Tu bio necesita una puesta apunto y crees que el storytelling es una gran idea para mejorarla? Te dejo un enlace a un artículo que escribí hace tiempo hablando sobre qué ocurre cuando usas storytelling en la página «sobre mí» de tu web

Y por fin llegamos al tercer error. No te asustes. Este es muy fácil de solucionar. Revisa las frases de tu página web y comprueba si aparecen los pronombres yo, mí, mi, nuestro, nosotros. Una vez tengas detectadas todas las frases con el «síndrome yo-yo», re-escríbelas y pon  el foco en tu posible paciente.

A continuación, te hago una pequeña demostración con las frases que he utilizado para ilustrar el error 3.

  • No: YO procuro aplicar aquellas herramientas que son más adecuadas para cada caso y cada persona. 
  • Sí: Tendrás las herramientas más adecuadas a tu caso particular.
  • No: YO siempre recomiendo hacer las sesiones de forma presencial. 
  • Sí: Es mejor que hagas las sesiones de forma presencial.
  • No: YO te ayudo a ser feliz con MI abordaje cognitivo-conductual.  
  • Sí: Consigue tu felicidad a través de la terapia cognitivo-conductual.
  • No: MI terapia es integradora y muy económica.
  • Sí: Tienes a tu alcance una terapia integradora y muy económica.

¿Ves la diferencia? La segunda versión es música celestial para el cerebro del lector. Ocurre lo mismo cuando usas palabras cercanas y asequibles. No caigas en el fallo de pensar que si escribes de forma más simple o coloquial parecerás menos profesional. Al contrario. Conseguirás crear unos lazos más estrechos con la persona que está al otro lado de la pantalla. Te aseguro que si en lugar de escribir con un lenguaje almidonado, escribes con un vocabulario más asequible, tus textos funcionarán mejor y tendrás más oportunidades de conseguir nuevos pacientes para tu consulta. Sigo con el ejemplo que te he puesto en el error 3:

NO: Las parejas que perduran en el tiempo son aquellas que saben gestionar los conflictos inevitables de una vida en común (…) Te ayudo a construir una relación afectiva satisfactoria, significativa y plena.

SÍ: Si llevas muchos años con tu pareja, es normal que los roces del día a día te lleven a discutir o a pelear con ella (…) ¿Deseas discutir o pelear menos? ¿Quieres saber qué decir y cómo decirlo en situaciones tensas? ¿Tener una relación en la que te sientas más cómoda y satisfecha?

Suena distinto, ¿verdad? Podría seguir hasta mañana con los errores de copywriting que hay en la mayoría de páginas web de psicología, pero no quiero saturarte. Si eres capaz de aplicar algunas de las soluciones que te acabo de dar, los textos de tu web mejorarán un 200%. Palabra de copy.


¿Tienes alguna duda o sugerencia o hay alguna cosa que no haya incluido en este artículo y no entiendes cómo se me ha podido olvidar? Déjame un comentario en este mismo post y te responderé cuanto antes.

Si te ha gustado este artículo te agradecería que lo compartieras en las redes sociales con tus colegas psicólog@s. Gracias de antemano.

Lectura Recomendada

Please wait...
Tiempo de Lectura: 10 minutos" />

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *